Mundial 2014: Invasión de argentinos en Brasil obliga a reforzar policías

>> 25 de junio de 2014

Unos 27 vuelos chapters, caravanas de autobuses, los puestos fronterizos colapsaron ayer

La magnitud de la invasión de argentinos obligó a la policía local a reforzar sus controles.Temen desbordes en los alrededores del estadio con las decenas de miles de hinchas que se quedarán afuera del estadio Beira-Río, que tiene capacidad para 48,849 personas.



El desembarcó de los 100,000 argentinos que se esperan para hoy es incesante. Entre el público se distinguen, básicamente, tres tipos: los que ya están en la ciudad y tienen entradas para ingresar en el estadio; los que ya están acá, pero sin tickets, y los que aún continúan en viaje o en la frontera, que estuvo ayer colapsada ante la invasión de hinchas.
Como la cantidad de hinchas albicelestes supera cualquier previsión, la policía local montó un fuerte vallado antes de llegar al estadio Beira Río para evitar cualquier tipo de desborde.
Caminar ayer por la avenida Borges de Madeiros era como hacerlo un día laborable por la peatonal Florida. Eran miles y miles de argentinos enfundados en celeste y blanco los que peregrinaban por allí. Además de unirlos la pasión por el seleccionado, la mayoría coincidía en su desesperación: una abrumadora mayoría no tenía entradas y buscaba conseguirlas a través del mercado negro de la reventa. Se pedía hasta 1000 dólares por un ticket.
La policía brasileña informó ayer que "el 90 por ciento" de los argentinos que ingresaron al país en los últimos días "no tiene entradas" para el enfrentamiento de hoy con Nigeria. "Declararon que vienen para las celebraciones anteriores y posteriores al partido", comunicó la fuerza local sobre los visitantes.
La ciudad alterará su rutina ante la numerosa tropa de argentinos que llegó por el Mundial. Por eso, el estado de Rio Grande do Sul dispuso que hoy sea día no laborable.
El estado de Rio Grande do Sul dispuso que hoy sea día no laborable.
Llegaron ayer 27 chárteres provenientes de Buenos Aires, además de los miles de argentinos que viajaron desde Río de Janeiro y Belo Horizonte. También hubo un intenso movimiento en la Rodoviaria Central, a donde habían llegado más de 25 ómnibus de nuestro país durante las últimas 24 horas cuando, habitualmente, llegan seis.
En los 14 pasos fronterizos hubo colapso de autos y largas filas para hacer los trámites migratorios. El movimiento de vehículos fue calificado por las autoridades argentinas como "un récord", ya que en muy pocas horas se igualó los índices de todo un día y se esperaba que el tránsito se intensificara durante la noche, considerando que Porto Alegre se encuentra a 600 kilómetros de Paso de los Libres. Las embajada argentina espera 30 mil autos.
"La mayoría eran autos particulares, cada uno con tres o cuatro personas a bordo", dijo el director de Migraciones de Chaco y Corrientes, Carlos Odena, quien confirmó que "el gran caudal de rodados provocó embotellamientos y un movimiento cada vez más lento del tránsito".
Desde el Ministerio de Seguridad de la Nación y la embajada argentina en Brasil informaron a LA NACION que esperaban para hoy "100.000 personas o más".
La magnitud de la invasión de argentinos obligó a la policía local a reforzar sus controles.Temen desbordes en los alrededores del estadio con las decenas de miles de hinchas que se quedarán afuera del estadio Beira-Río, que tiene capacidad para 48.849 personas.
Con suerte, y pagando hasta más de 1000 dólares por una entrada en la reventa, algunos argentinos podrán sentarse en una butaca del estadio. De lo contrario, deambularán por las calles o deberán resignarse a ir al Fan Fest, un inmenso predio al aire libre montado por la FIFA en el que se baila, se bebe y se ven los partidos en pantalla gigante. Una particularidad que no se replica en otras sedes mundialistas: el estadio y el Fan Fest están muy próximos, una situación que mantendrá en alerta máxima a la policía local.
El seleccionado argentino cuenta con una numerosa hinchada cautiva. Y hoy podrá marcar un hito: reunir a una multitud en dos escenarios. En el Beira-Río será local, mucho más de lo que pudo haberse sentido en el Maracaná o en el Mineirao. Pero también recibirá el aliento de los miles que se congregarán en el Fan Fest.
fuente: http://canchallena.lanacion.com.ar/

Publicar un comentario en la entrada

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP