Dominicanos Alto Manhattan esperan autoridades higienicen subway NY

>> 17 de octubre de 2014

Nueva York.- Decenas de dominicanos residentes en el sector de Washington Heights demandaron de la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA) higienizar el sistema de trenes de la ciudad, ya que en las últimas semanas el subway se ha visto afectado por una plaga de chinches y ratas, y el pasado lunes una persona introdujo dos enormes serpientes pitón a un vagón del tren C, que realiza sus últimas paradas en el Alto Manhattan, (calles 163 con Ámsterdam y la 168 con Broadway).
 
Expresan que varias de las 22 líneas de trenes que circulan por la ciudad, entre ellas el Q, F, N y 5, entre otras, se han descubierto inmensidades de chinches, lo que ha alarmado y preocupado a los usuarios.
 
 Decenas de sus vagones han tenido que ser sacados de circulación Para fines de fumigación en Coney Island (Brooklyn). Más de 6 millones de personas usan diariamente los 6,300 vagones del sistema de trenes subterráneos, y en una década, las quejas por el problema de las chinches se multiplicaron de 500 a casi 11 mil, indicaron.
 
Asimismo, la gran cantidad de ratas que están dentro del subway también ha llamado la atención y alarma entre los usuarios. Recordaron el caso recientemente en el tren A en su paso por Brooklyn, cuando los pasajeros descubrieron en uno de sus vagones una rata que pesaba más de una libra. Este tren finaliza también sus operaciones en la calle 207 del Alto Manhattan.
 
Entre los años 2010 y 2011, Washington Heights e Inwood resultaron ser los sectores con más ratas en Nueva York, según un reporte emitido por el Distrito Comunal 12. Aunque el informe no especificó cuantas ratas hay en La Gran Manzana, especialistas temen que haya alrededor de 100 millones de estos roedores en toda la ciudad.
 
Los dominicanos sostuvieron que a principio de esta semana, una persona con destino a uptown abordó unos de los vagones del tren C con dos culebras de más de seis pies de largo cada una, y las dejó que se enrollaran libremente por los tubos del vagón de donde se sostienen las personas que viajan de pie. La situación creó pánico entre muchos pasajeros que decidieron abandonar varias vagonetas cuando se enteraron de la situación.
 
Un vocero de la MTA comentó sobre este caso y dijo que cualquier mascota que sea transportada en trenes, a menos que se trate de un perro que preste un servicio como los que guían a los ciegos, debe estar en una jaula o una mochila especial para animales y la persona que no cumpla con esta norma está sujeto a recibir una multa de hasta 25 mil dólares por violar el código de conducta de la institución.

Por Ramón Mercedes

Publicar un comentario en la entrada

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP