Responsabilidad de todos

>> 25 de noviembre de 2015

Toda población, sea de República Dominicana, de Burundi  o de Suecia,  aspira a que se haga honor  al histórico  enunciado “El Respeto al derecho ajeno es la paz” que data de 148 años, tres meses y 25  días, término cuya autoría bailotea entre el liberal Benito Juárez, el filósofo Immanuel Kant y el escritor Benjamín Constant. Sin embargo en nuestra aldea se suele “ignorar” que ese respeto conlleva la responsabilidad de todos.


Nuestra vecindad vive con la incertidumbre de lo que deparará cada día por algunos hechos que mueven al asombro debido a que convierten en víctimas a quien menos se espera sin importar edad, estatura o rango.  

Parecería que nos estamos acostumbrando a tolerar a los pocos dados a la maldad expresada en asaltos, robos y asesinando por dinero, escándalos de fuste y otras nimiedades, lo que toca a no pocos hogares donde solo queda la amargura y el resentimiento cuando no fructifican las sanciones correspondientes.

Aval de lo anterior son los 1,270 homicidios  en el país de enero a septiembre del presente año. Mientras que en agosto último  el  Observatorio de Seguridad  Ciudadana  de República Dominicana  refería que en los primeros seis meses de este año ocurrieron 874 homicidios o muertes violentas,   2,021 robos sin violencia y 1,610 robos con violencia. A la fecha, ¿por dónde andarán esas cifras?

Es cierto que no hay país donde no se registre algún hecho despreciable que conlleve zozobra a algún segmento de la población, pero cuando el tremendismo es desbordante hay que aclarar los puntos oscuros para evitar repeticiones.
El respeto al derecho ajeno debe ser asumido por todos porque de un modo u otro la responsabilidad de lo que ocurre o deja de ocurrir en un país es responsabilidad de todos. 

Responsabilidad de todos implica asumir los hechos sin aplicar la indiferencia porque no te ocurrió a ti, sino a fulano o mengano. Se actúa contrario a esto cuando se calla asumiendo que no hay solución. Si las hay, lo que no excluye la forma y fondo de convivencia en cada hogar.

El “Informe de Felicidad Mundial” dado a conocer el año pasado por  la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) cita los 10 mejores países para vivir en este orden: 1- Dinamarca, 2- Noruega,-3- Suiza, 4- Holanda, 5-Suecia, 6-Canadá, 7- Finlandia, 8- Austria, 9- Islandia, 10.Australia. 

Hacer de República Dominicana el mejor país para vivir, el número 1, es responsabilidad de todos.  Se puede si de manera visceral todos nos abrazamos a ese propósito  asumiendo cada quien su tarea en el área en que le corresponda actuar. 

POR CÁNDIDA FIGUEREO  -Periodista, residente en Santo Domingo

Publicar un comentario en la entrada

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP