Con menos asistencia celebran Desfile Dominicano Manhattan

>> 15 de agosto de 2016

Nueva York.- Bajo un radiante sol y agobiante calor, un poco más de 500 mil dominicanos pusieron en alto nuevamente la bandera tricolor en La Gran Manzana este domingo 14 de agosto al conmemorar el 153 aniversario de la Restauración de la República, con la celebración del Desfile Nacional Dominicano presidido por Ángela Fernández, presidenta, y el alcalde de la ciudad, Bill de Blasio.
 
El retumbe de los tambores, baile de danzas, grupos folklóricos, decenas de carroza detalladas con vistosos coloridos desfilaron por la sexta avenida de Manhattan, durante la celebración del más importante evento de los quisqueyanos en Nueva York.
 
Contrario a años anteriores, al que asistía cerca de un millón de dominicanos, este desfile celebrado como de costumbre por la Sexta avenida, desde la calle 39 hasta la 52, se estima asistieron menos criollos que a la Gran Parada Dominicana de El Bronx de este año.
 
Cientos de miles de dominicanos se posicionaron en ambos lados de la mencionada avenida del bajo Manhattan, y a partir de las doce del mediodía se inició la actividad con el corte de cinta a cargo de Fernández y De Blasio.
 
El alcalde encabezó la marcha junto al doctor Rafael Lantigua, líder comunitario por más de 30 años en la comunidad y de quien De Blasio fue su secretario al presidir la comisión de transición cuando David Dinkins fue electo, seguido de la presidenta del desfile, el electo candidato al Congreso Federal, Adriano Espaillat, el cónsul Eduardo Selman, el asambleísta Guillermo Linares, la presidenta del concejo municipal Melissa Viverito, y el concejal Ydanis Rodríguez,  entre otros.
 
Asimismo, desfilaron los candidatos al senado estatal y la asamblea, entre ellos Luis Tejada, Micah Lasher, Marisol Alcántara, Robert Jackson, Linares, Víctor Pichardo y Héctor Ramírez, entre otros, recibiendo todos aplausos.
 
Con la apertura arrancó el levantamiento de banderas dominicanas, mostrando plátanos en sus manos y bailando a ritmo de güira, tambora y acordeón, mientras desfilaban las carrozas (44), grupos musicales, comparsas, comunitarios, culturales, batón ballet, asociaciones deportivas, religiosas, bomberos y policías de la ciudad y los llegados desde la República Dominicana, entre otros. Ver video: https://www.youtube.com/watch?v=uPl093UPVTI.
 
Este año fue dedicado a las Hermanas Mirabal; Juan Luis Guerra El Gran Mariscal y la Madrina lo fue Daisy Auger-Domínguez, Jefa de Diversidad en Google, con asiento en California.
 
Igualmente, más de 25 mujeres dominicanas fueron reconocidas por su contribución en los campos de la ciencia, servicios públicos, las artes y los negocios en favor de la comunidad criolla.
 
Las carrozas más vistosas y aplaudidas fueron la ocupaba por Guerra, donde iban los “Hermanos Rosarios” interpretando sus contagiosos merengues, y Rubby Pérez.
 
Un rumor de que el cónsul Selman había sufrido un “pequeño mareo” se expandió como pólvora en las proximidades de las calles 46 y 47, cuando abandonó el desfile y se sentó por varios minutos bajo una carpa ubicada frente al edificio 1188 de la Sexta avenida y un McDonald’s, pero el vice cónsul, periodista José Tomas, lo negó y aclaró que se sentó a esperar la carrosa del consulado.
 
Asimismo, la haitiana Rosmery Prez, una mulata alta y elegante, desfiló como reina de “Los Lechones de Santiago” y al preguntársele por quien fue invitada notificó que por Pedro Sosa. La presidenta del Desfile afirmó desconocer la situación, porque solo tenía conocimiento de que el grupo folklórico “Los Lechones” iba a desfilar.
 
A los pocos minutos de eso, pasó frente a la tarima principal ocupada por los directivos del Desfile, la carroza de “Mamá Tingó", y se escuchó decir por los potentes altoparlante “Que viva Mamá Tingó”, “que viva Sonia Pierre”, “que viva Jacques Viau Renaud”, hay que renacer a Sonia Pierre y a Jacques Viau Renaud”, se escuchó decir una y otra vez, eso ocurrió a las 2:44 p.m. Ambos personajes son haitianos.
 
Con este evento se reconfirma la dominicanidad, se muestran los valores más sanos de nuestra sociedad y comunidad en el exterior, su historia, raíces, cultura, costumbres y se mantienen vivos los valores éticos, morales, proyectando la imagen de una colectividad laboriosa que ha realizado importantes aportes al desarrollo de la nación norteamericana, comentaban un grupo de criollos presentes.
 
Luego de finalizar en orden el Desfile a eso de las 3:30 de la tarde, miles de criollos se dirigieron hacia el alto Manhattan en el tren 1, y como medida de prevención la policía de los precintos de esa área establecieron medidas extremas para evitar cualquier desorden, ubicando varios agentes en las paradas de las calles 145, 157, 168, 181, 191, Dyckman, 207, 215, y 225.
 
Asimismo, establecieron puntos de chequeos en medios de los diferentes puentes que hay en los vecindarios criollos de Washington Heights e Inwood.

Por Ramón Mercedes

Publicar un comentario en la entrada

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP