Nueva York se opone a pregunta sobre ciudadanía en el Censo 2020

>> 27 de marzo de 2018

La ciudad y el estado de Nueva York plantarán sólida resistencia para evitar que el Censo 2020 incluya una pregunta sobre la ciudadanía, tal como lo anunciara el lunes el Departamento de Comercio.


Desde los más altos funcionarios electos como el gobernador Andrew Cuomo, el fiscal general del estado Eric T. Schneiderman, pasando por la defensora del pueblo Leticia James, así como organizaciones defensoras de inmigrantes como la Coalición de Inmigración de Nueva York, Make The Road New York y el sindicado 32BJ SEIU, emitieron sendas declaraciones rechazando la decisión del secretario de Comercio Wilbur Ross, por cuanto se antepone al principio de garantizar un censo justo y preciso.

“La decisión de la administración Trump de preguntar sobre la ciudadanía en el Censo de Estados Unidos es un acto político grosero que lanza otro misil en el corazón de Nueva York. No se equivoque: esta decisión es antiinmigrante y solo sirve para la agenda política de aquellos en el poder en Washington”, dijo el gobernador Cuomo.

Entre tanto, el fiscal general Eric T. Schneiderman anunció que encabezará una demanda multiestatal para rebatir la medida: “Un conteo justo y preciso de todas las personas en Estados Unidos es una de las obligaciones constitucionales más solemnes del gobierno federal”.

El fiscal general calificó de imprudente la decisión de la Administración Trump de abandonar repentinamente una práctica de casi 70 años, al exigir conocer el estatus de ciudadanía de cada habitante.

“Es una estocada al corazón de esta obligación sagrada y creará un ambiente de temor y desconfianza en las comunidades de inmigrantes que haría imposible tanto un censo preciso como una distribución equitativa de los impuestos federales”, enfatizó.

En ese sentido Cuomo coincidió que de concretarse la criticada decisión, se minará la exactitud y la legitimidad de los datos del Censo, que determinan la representación en el Congreso y la distribución de miles de millones de dólares en ayuda federal.

“Una pregunta sobre  de ciudadanía en el Censo es tóxica para los cuatro millones de inmigrantes de Nueva York, pero también para todos los neoyorquinos. Este ataque apenas disimulado podría costar a todos los neoyorquinos millones de dólares en ayuda federal y despojarnos de los asientos del Congreso en nuestra delegación”, dijo el director ejecutivo de la Coalición de Inmigración de Nueva York, Steven Choi.

Choi agregó que para contrarrestar los esfuerzos de Trump de politizar un proceso no partidista y con mandato constitucional, Nueva York necesita organizarse y asegurarse de que todos los neoyorquinos cuenten en 2020.

David Ramirez, eldiariony.com

0 comentarios:

Publicar un comentario

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP